Esta es una herramienta que automatiza los procesos de comercialización vía internet y muchos la consideran perfecta para gestionar los negocios online. En principio porque es útil para organizar los datos de tu negocio pues te indica el crecimiento de tu lista de suscriptores, los enlaces a los últimos newsletters enviados, las páginas más visitadas de tu sitio web, las ventas generadas con tus campañas de email, entre otros datos de relevancia para tu negocio.
Potente marketing por email 1 a 1. Cree contenidos para email dinámicos y vibrantes para sus destinatarios y utilice sin esfuerzo el canal de fidelización número uno en el corazón de cualquier estrategia de marketing de éxito. Personalice fácilmente y automatice contenidos para realizar conexiones uno a uno con todos y cada uno de sus clientes a escala individual.
También aporta un sistema de programación de emails para que los puedas programar y la herramienta los envíe de manera automática. No obstante, Constant Contact es capaz de sugerirte cual es el mejor momento para que envíes el mensaje a cada perfil de cliente. Además, también ofrece diferentes resultados para que sepas si tu estrategia va por buen camino o no.

El objetivo primordial del emailing es realizar conversiones, y en este sentido es un canal muy eficaz pero lento. Si el destinatario de las campañas ve que sólo hablas de tus productos y te dedicas a llenarle el correo de simple publicidad, seguramente se dará de baja pronto. Mezcla el contenido promocional con contenido propio. Genera participación, inserta un GIF, crea tutoriales…ofrece calidad, ya que es la mejor publicidad.
Disponibilidad móvil: en 2016, el 55% de todos los correos electrónicos se abrieron en dispositivos móviles, por lo que un formato de correo electrónico amigable y responsivo es crucial para tus campañas de marketing por correo electrónico. El uso de plantillas de correo electrónico con un diseño responsivo y que se adapten al tamaño de cualquier pantalla asegurará que tus suscriptores vean exactamente lo que quieres que vean. Cuando busques herramientas de marketing por correo electrónico para tu empresa, presta atención a la usabilidad, la interactividad y al formato que dichos proveedores de servicios de correo electrónico ofrecen en sus plantillas de correo electrónico.
Cuando un suscriptor es añadido a una lista o segmento, se le puede asociar a una automatización y que la primera campaña de bienvenida se le envíe automáticamente. O incluso, si permites que cada suscriptor interactúe con tus campañas o con las páginas de tu web, puedes enviar campañas basandote en sus intereses, utilizando un lenguaje más cercano y enfocado a tu audiencia. Te damos varios ejemplos: si alguien visita tu página de precios, es porque tiene un interés en la compra de tu producto o servicio, y por lo tanto tiene más probabilidades de pasarse al pago, y seguro que tu deseas también, hacerle un seguimiento diferente. O quizás, han visitado una página de producto específica o han hecho clic para conocer más sobre ese producto, pudiendo comenzar un seguimiento a esta persona, enviando una campaña con información detalla del producto que han visitado, reforzando su decisión de compra con opiniones de otros clientes.

Listas vs. Grupos: En Mad Mimi vas a crear múltiples listas, una para cada opción de envío, mientras que en MailChimp sólo necesitas una lista porque cada lista puede tener varios grupos y tiene la opción de enviar correos electrónicos a diferentes grupos o segmentos (Como he mencionado anteriormente, necesitas engañar a Mad Mimi con un feed secundario como FeedBurner o FeedBlitz para crear más de un RSS para cada campaña de correo electrónico desde el mismo sitio).


Todos sabemos que en el sector o rubro de la construcción la competencia es cada vez más dura, no importa si tu empresa es mediana o pequeña o si eres un consultor independiente en cualquier rama de la construcción en general y lleves varios años en el negocio. Sabemos perfectamente que muchas de las negociaciones de proyectos de construcción se realizan gracias a recomendaciones o contactos.
Spam: Uno de los peligros del email marketing es ser considerados spam. Cuando catalogan a un remitente dentro del apartado spam, las comunicaciones no serán leídas y, por lo tanto, no se conseguirá el impacto que se busca. Están establecidos determinados filtros y robots que catalogan los emails como spam y que no llegan a ser recibidos. El uso de herramientas de email marketing con buena reputación minimiza el ser catalogado como spam al no contar con una dirección IP o dominio que resulten dudosos.
Por ejemplo, yo envío un boletín de noticias semanal sobre supervivencia para mis suscriptores.  Éste incluye los primeros párrafos de mi último blog, con un enlace para leer el post completo en mi blog. También agrego varios enlaces a sitios que hablan sobre equipos de supervivencia. Por último, incluyo un apartado llamado "características del cuchillo de supervivencia", que incluye una foto de uno de mis productos y un enlace para ver más detalles (y esperemos que para incitar a realizar una compra).
Los rebotes ocurren cuando un email no pudo ser entregado pues la dirección de correo electrónico es inválida, ya sea por estar mal escrita o por que fue desactivada o cerrada. Es algo que puede ocurrir a toda marca, por ello es importante tener presente este elemento. La mejor forma de prevenir o reducir este problema es auditando las listas de contacto de forma semanal, mensual o entre campañas para depurar esos contactos que impactan en la tasa de rebote.
aerco agencias Analitica web ayuydas blog bocetos bookmarking branding chintin coaching community manager comunicacion conversion Thursday coregistro deliverability diseño ebook ecommerce email marketing empleo emprender empresa estrategia facebook ferias flickr gmail google Google Analytics indicadores iniciador internacionalizacion KPIs landing pages leads libros logotipo marketing marketing industrial marketing online marketing_online medios microblogging movil movilidad networking neuromarketing notas de prensa OMExpo presentaciones pressroom privacidad productividad publicidad pyme reputacion online scraper search congress sector SEM SEO smartphone Social Media tecnologia tools trafico tuenti Twitter valoracion ventas web wikipedia wireframe WordPress Yahoo pipes

En el terreno profesional, cuando hablamos de email marketing nos referimos al uso que hacen las empresas del correo electrónico con fines comerciales o informativos, aunque eso sí siempre contando con la autorización previa de los clientes conforme marca la Ley Orgánica de Protección de Datos. Y es que, a diferencia de las herramientas más tradicionales, las campañas de email marketing también permiten mandar una oferta personalizada e inmediata a usuarios específicos de un modo seguro y rápido. Pero ojo, en este tipo de envíos no todo vale  ya que debemos diseñar estos emails de una forma interesante y atractivos para que al enviarlos, el  correo electrónico no acabe en la carpeta de spam del cliente o éste terminase saturándose y se dé de baja.  A posteori, las empresas pueden comprobar qué elementos del mail marketing son las que mejor funcionan y cuáles merece la pena cambiar.


Muchas de las oficinas de marketing y comunicación de cualquier empresa deciden darse un respiro en pleno verano. Mailify puede adaptarse a tu negocio y necesidades programando envíos de newsletter de forma semanal o mensual desde cualquier parte del mundo, asegurándote la entregabilidad de todos tus mensajes y permitiéndote continuar de vacaciones.
Disponibilidad móvil: en 2016, el 55% de todos los correos electrónicos se abrieron en dispositivos móviles, por lo que un formato de correo electrónico amigable y responsivo es crucial para tus campañas de marketing por correo electrónico. El uso de plantillas de correo electrónico con un diseño responsivo y que se adapten al tamaño de cualquier pantalla asegurará que tus suscriptores vean exactamente lo que quieres que vean. Cuando busques herramientas de marketing por correo electrónico para tu empresa, presta atención a la usabilidad, la interactividad y al formato que dichos proveedores de servicios de correo electrónico ofrecen en sus plantillas de correo electrónico. 
×