Directo, práctico, nada de bla bla de consultor con muchas palabras americanas que suenan a cosas muy complicadas. Voy al grano, a la “chicha”. A la vez, mi estilo es muy cercano y casero, lo verás en los vídeos, esto no es un curso magistral donde me escucho hablar. Hay módulos más teóricos y otros más prácticos. ¡Ah!, también creo conveniente informarte de que tendrás deberes de módulo a módulo. No lo dudes ni un solo momento, pasa al acción junto con el curso. Leer, ver, escuchar es una cosa, hacer es otra muy distinta, y podrás desarrollar habilidades que te servirán toda la vida.
Es un modelo de CPA o Coste Por Adquisición en el que todas las partes salen ganando: El anunciante vende su producto o servicio y sólo paga en los casos en los que sus objetivos de venta se cumplen, tu lector saca provecho de tus recomendaciones, y tu, como afiliado, obtienes no solamente el reconocimiento de tus lectores, sino que te embolsas la correspondiente comisión de afiliación.
Según Bill Gates, el contenido es rey. En el mundo de la publicidad digital, si desea tener éxito, usted debe ser capaz de producir contenido único e interesante. He aquí el consejo más importante: no trate de escribir sobre todo a la vez. Elija a su público objetivo y el nicho donde quiere estar. Deje que sea algo que le apasiona o algo en lo que es usted un experto. Sería una buena idea generar contenido relevante para los nichos de CPA los más populares:
Anunciantes. Son marcas que quieren visualizar y promocionar sus productos en webs de otros. Los anunciantes pagan la comisión acordada a los afiliados y a la plataforma de afiliación cada vez que los enlaces aportan tráfico o ventas. Si tienes una marca también es muy interesante que pruebes este método de venta. Suele ser muy beneficioso ya que no tienes que hacer un gran desembolso ya que pagarás por comisión, cuando se hayan generado ventas o contactos. Es la mejor manera de hacer que otros recomienden tu producto.
Coobis es una empresa de marketing de afiliados española, que conecta bloggers con sponsors. Tiene un funcionamiento muy sencillo, aportas los datos de tu web como la url, la temática, descripción, etc y en pocos pasos podrás generar tu mismo un código para insertar sus banners en tu web. En el panel de control verás cuántos usuarios han hacho click en el anuncio. Eso si, te pagarán en función de los usuarios que se hayan registrado en la página del anunciante, y no por los clicks recibidos.
Entender que la construcción de un público en su lugar elegido lleva tiempo. Vas a tener que generar mucho tráfico a tus blogs antes de empezar a ganar un dividendo razonable en el marketing de afiliados. Evita tomar atajos. Sólo te tomará más en llegar a su destino. Atrasará tus objetivos. Es verdad que existen técnicas ilegales (blackhat) que pueden dar resultados en el corto plazo pero si algo sale mal y Google te descubre haciendo trampa todo tu tiempo e inversión se pueden ir a pique.
El Marketing de afiliación es una rama del marketing online que se basa en la obtención de resultados. Los propietarios de sitios web, denominados afiliados, se encargan de publicitar a los anunciantes mediante la publicación de sus anuncios o promociones. Dichos afiliados obtienen una comisión cuando el usuario entra en su página web y realiza la acción determinada (por lo general realizar un registro o compra). Este tipo de marketing se diferencia especialmente en el coste percibido por la empresa. El Coste por Acción (CPA) permite al anunciante pagar sólo por cada uno de los usuarios que realizan la acción determinada y no por campaña. Es sin duda una de las mejores formas de monetizar sitios web, newsletters y redes sociales.

En cualquier caso, el marketing de afiliación es interesante siempre y cuando el comerciante disponga de una web optimizada para las ventas. Es decir, cuando su espacio virtual está preparado para traducir en ventas, registros, altas, etc. el tráfico que reciba. Para ello es importante que todo el material que el anunciante facilite a los afiliados esté actualizado, sea de calidad, se haya confeccionado de manera interesante y atractiva, etc.
×